Casa Propia: el Gobierno creó un nuevo plan de viviendas sociales

El proyecto prevé construir 120.000 viviendas desde hoy, que se puso en marcha, hasta el 31 de diciembre de 2021, a razón de 109 por día en promedio.
El proyecto prevé construir 120.000 viviendas desde hoy, que se puso en marcha, hasta el 31 de diciembre de 2021, a razón de 109 por día en promedio. Crédito: Ministerio del Interior
Diego Cabot
(0)
2 de febrero de 2021  • 14:29

Una vez más, la Argentina estrenará un nuevo plan de viviendas sociales . Esta vez se trata del Programa Casa Propia - Construir Futuro, que funciona en el ámbito del Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat que dirige Jorge Ferraresi .

Ahora bien, si alguien cree que este nuevo régimen podría remediar una crisis habitacional a largo plazo, los redactores de la norma se encargaron de aniquilar las expectativas en el artículo 2 de la resolución 16/21 publicada hoy en el Boletín Oficial. "El objeto del Programa Casa Propia - Construir Futuro será la construcción de nuevas viviendas en todo el país durante el trienio 2021-2023, mediante el desarrollo y mejoramiento de las condiciones del hábitat y de la vivienda", dice el documento. De acuerdo con los lineamientos del plan y pese al nombre que le estamparon, el "futuro" son tres años.

Según los considerandos, la idea de Ferraresi es construir 120.000 viviendas desde hoy, que se puso en marcha, hasta el 31 de diciembre de 2023, a razón de 109 por día en promedio.

Respecto del financiamiento, no hay demasiados detalles. Apenas que las partidas serán imputadas al Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat, a la contablemente llamada jurisdicción 65. Se prevé implementar un sistema de recupero de cuotas a cargo de los adjudicatarios de las soluciones habitacionales "sustentado en un carácter equitativo y solidario, en el cual el valor de las cuotas a abonar podrá oscilar entre el 20 y 30 de los ingresos del grupo familiar, hasta un máximo de 360 cuotas, siendo obligatoria la reinversión del total de los fondos recaudados en nuevos proyectos".

El sistema prevé que las provincias o sus entes de vivienda y los municipios puedan adherirse. Además, también prevé la posibilidad de que la construcción pueda hacerse mediante la capacidad constructora de los estados, con licitaciones a empresas privadas y a través de cooperativas.

Las cuotas

Cada uno de los entes que tenga a cargo la ejecución deberá implementar y gestionar un sistema de recupero de cuotas a ser abonadas por los adjudicatarios de las viviendas en forma mensual y consecutiva, conforme se establezca en el Manual de Ejecución del Programa (que aún no está terminado). El valor y la cantidad de las cuotas se determinará en proporción a los ingresos del grupo familiar beneficiario y se ajustarán de acuerdo al CVS (Coeficiente de Variación Salarial) que publica el Indec o el que en el futuro lo reemplace.

A los fines del sistema de recupero, "el valor de las cuotas a abonar por los beneficiarios se debitará directamente de las remuneraciones que perciban si se trata de empleados en relación de dependencia del Estado o de cualquier otro beneficio previsional o asistencial que perciba del mismo y se transferirán a la cuenta bancaria que al efecto se informe abierta a la orden del Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat. Para el caso de no resultar posible el débito directo, los beneficiarios deberán depositar los importes de las cuotas directamente en la cuenta bancaria antes mencionada".

Los montos a financiar se expresarán en Unidades de Vivienda (UVIs, leyes 27.271 y 27.397). Para eso se tomará el valor de la Unidad de Vivienda que publica el Banco Central de la República Argentina.

De acuerdo con el presupuesto 2021 que consultó LA NACION en el portal del Ministerio de Economía, cuenta con 115.900 millones de pesos para gastar este año. De ese monto, el 53% ($61.800 millones) está destinado al plan Procrear y el 12,30%, alrededor de $14.258 millones, corresponden al Fondo Fiduciario para la Vivienda Social. Esas son las dos principales partidas del Ministerio, junto a la llamada Administración Central que es el lugar donde se imputan los sueldos del personal.

Ferraresi, hombre que conoce como pocos la importancia tanto de la obra como del anuncio, dedicó un ítem del reglamento a la "Política Comunicacional", puntualmente en la parte I, capítulo 4, artículo 14, para quien quiera adentrarse en un manual de promoción de obra pública. "Los Entes Ejecutores deberán coordinar todas las acciones comunicacionales que se lleven adelante durante la ejecución del proyecto con la Unidad de Gestión, estando obligados a brindar toda la información que se le requiera para ser publicada y difundida, la que deberá ser provista mediante el medio que se indique", dice la primera parte.

Pero claro, por si alguien no entiende de sutileza, aclara a continuación: "Todas las piezas de comunicación deberán incluir el logo del Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat de acuerdo con los lineamientos que la Secretaría de Hábitat".

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.