El Presidente confirmó que "llega el momento de regularizar el sistema tarifario" de luz y gas

Si bien Alberto Fernández admitió que "la conformación de ese nuevo cuadro tarifario va a demandar meses", señaló que hasta tanto será "importante marcar un sendero en el precio de las tarifas de luz, gas y otros servicios para el próximo año"
Si bien Alberto Fernández admitió que "la conformación de ese nuevo cuadro tarifario va a demandar meses", señaló que hasta tanto será "importante marcar un sendero en el precio de las tarifas de luz, gas y otros servicios para el próximo año" Crédito: Shutterstock
Sofía Diamante
(0)
1 de marzo de 2021  • 15:59

Luego de casi dos años de congelamiento en el servicio de luz y gas, el presidente Alberto Fernández dijo hoy en la apertura de sesiones ordinarias en el Congreso que "llega el momento de regularizar el sistema tarifario".

Tras realizar una fuerte crítica a los aumentos de precios que hubo durante la gestión de Mauricio Macri, el Presidente indicó que su objetivo final "es poder lograr tarifas diferenciales según la capacidad patrimonial de quien recibe el servicio" y señaló que "el propósito último es que los subsidios del Estado solo amparen a los que lo requieren".

De esta forma confirmó que habrá aumentos de tarifas. Este mes, la Secretaría de Energía y el entre regulador del gas, Enargas, convocaron de manera paralela a audiencia pública para actualizar los valores del transporte y de la distribución del gas, y para establecer qué porcentaje del precio que se les prometió pagar a las empresas por el suministro lo financiarán los usuarios a través de sus facturas (el resto, el Estado con subsidios). Se espera que en los próximos días ocurra lo mismo con las tarifas de electricidad.

Los servicios de gas y luz no aumentan desde marzo y abril de 2019, respectivamente. En este tiempo, hubo una inflación acumulada de más del 80% y una devaluación de la moneda de 56%. El gobierno de Macri había congelado los servicios en el segundo semestre de ese año y, cuando asumió Fernández, antes de que llegara la pandemia, se decidió prorrogar el congelamiento por 180 días. Desde entonces, la medida se extendió en dos oportunidades más.

El Presidente indicó hoy que enviará al Congreso un proyecto de ley que declare "la emergencia de servicios públicos y regulados con el objetivo de desdolarizarlos definitivamente y adecuarlos a una economía en la que los ingresos son en pesos". Esta medida sería contradictoria con el otro objetivo que se fijó el Gobierno: recuperar el autoabastecimiento energético.

Las empresas tienen la mayor parte de sus costos en dólares. Para ellas no es atractivo invertir si sus ingresos están en pesos, sobre todo en ese contexto de restricción al acceso al mercado de cambios.

Además, el Gobierno admitió implícitamente estas reglas de juego en el sector energético al garantizarle al sector privado un precio en dólares cuando lanzó a fin del año pasado el Plan Gas.

Lo mismo sucede en la industria petrolera: la alícuota de los derechos de exportación varía según la cotización del barril de crudo, que está fijado en dólares.

Tal vez, para amortiguar ese proyecto de ley, el Presidente anunció también que promoverá a "la industria hidrocarburífera mediante el envío de una ley que aborde en forma integral al sector, desde su extracción hasta su industrialización". No es la primera vez que Fernández prometo una ley para el sector, ya lo había hecho en la apertura de sesiones del año pasado, aunque nunca llegó a enviar el proyecto.

"La política energética es clave para asegurar el desarrollo del país. Tenemos que trabajar para recuperar el autoabastecimiento y generar las condiciones para que todos los argentinos y todas las argentinas tengan acceso a la energía en forma eficiente. Podemos convertirnos en un exportador de energía a nivel regional y mundial. Nuestros países vecinos son demandantes de energía que nosotros podemos abastecer en forma competitiva", dijo hoy el Presidente, antes de mencionar el tema que genera más tensión dentro de la coalición gobernante: las tarifas.

"Entre 2016 y 2019 el aumento de las tarifas de luz y de gas se convirtieron en un verdadero martirio para los argentinos. Las empresas productoras, transportadoras y distribuidoras obtuvieron cuantiosas ganancias que en muchos casos acabaron en el bolsillo de los accionistas sin que el Estado les exigiera un plan de inversiones para sostener la calidad de los servicios", criticó.

"Particularmente me comprometí en campaña a poner fin a semejante despropósito. Desde el día que llegué y hasta hoy mismo, he ordenado el congelamiento de tarifas. He cumplido mi palabra. Ahora llega el momento de regularizar el sistema tarifario que estuvo congelado todo este tiempo", indicó.

Luego mencionó la muletilla con la cual los funcionarios a cargo de diseñar el nuevo cuadro tarifario basan sus expectativas: "Las tarifas deben ser justas, razonables y asequibles".

Si bien admitió que "la conformación de ese nuevo cuadro tarifario va a demandar meses", señaló que hasta tanto será "importante marcar un sendero en el precio de las tarifas de luz, gas y otros servicios para el próximo año".

El Presidente indicó que, de este modo, se preservará "la sustentabilidad macroeconómica delineada en el presupuesto nacional", en el cual se fija que los subsidios económicos se mantendrán este año constantes en términos del PBI.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.