Juliana Awada mostró el singular ingrediente que crece en su jardín

En sus redes sociales, Juliana Awada suele publicar imágenes de su huerta y su jardín. En esta oportunidad, mostró un curioso ingrediente que crece en su terreno
En sus redes sociales, Juliana Awada suele publicar imágenes de su huerta y su jardín. En esta oportunidad, mostró un curioso ingrediente que crece en su terreno Crédito: Instagram
(0)
7 de noviembre de 2020  • 15:44

Juliana Awada mantiene un perfil muy activo en las redes sociales. La exprimera dama suele compartir con sus casi dos millones de seguidores en Instagram distintas postales de entrecasa, donde muestra sus hábitos, sus consumos cotidianos y la estrella de sus publicaciones: su huerta.

Hojas verdes, hortalizas, limones, hierbas aromáticas, frutos rojos y otros productos llegan del jardín a la mesa de la casa que comparte con Mauricio Macri. En imágenes bucólicas, Awada deja ver la intimidad de su terreno y su pasión por la jardinería, a la que se dedica con regularidad, pala en mano y rodeada de plantines. Además publica recetas y tips para preparar comidas, desayunos o meriendas, siempre en línea con un estilo de vida saludable.

Este viernes, la exprimera dama volvió a ofrecer un tour por su huerta, aunque en esta oportunidad reveló que cultiva un ingrediente muy peculiar: flores comestibles. Si bien no es sencillo identificarlas a simple vista en las fotos que subió a sus historias de Instagram, parecería que planta pensamientos, violetas y/o taco de reina, variedades típicas que se suelen utilizar en gastronomía para dar un toque especial a los platos.

Las flores comestibles que Juliana Awada tiene en su jardín, fotografiadas para sus historias de Instagram
Las flores comestibles que Juliana Awada tiene en su jardín, fotografiadas para sus historias de Instagram Crédito: Instagram

Flores comestibles: cuáles son y cómo se usan

Algunas flores comestibles, las que se consiguen en la verdulería, son muy conocidas: es el caso del alcaucil, por ejemplo, o del brócoli y el coliflor. En los últimos años, los chefs empezaron a implementar otro tipo de flores que aportan color, creatividad e incluso sabor a las preparaciones. Como las que cultiva Juliana Awada, son ideales para ornamentar un plato.

Caléndulas, geranios, violetas y hasta rosas pueden sumarse a la cocina para sofisticar una presentación y darle un toque personal. Las flores comestibles no se pueden comprar en la florería, sino a proveedores especializados, ya que tienen que ser libres de fertilizantes e insecticidas y cosechadas con fines culinarios. Por eso, plantarlas en casa puede ser una opción perfecta, si el espacio lo permite.

La mayoría de las variedades no son invasivas ni cambian el sabor de la comida, pero algunos ejemplares pueden sumar una cuota de picor -como la capuchina- que va muy bien en ensaladas, o algo de dulzor, como la rosa, que puede coronar muy bien un postre.

Los pensamientos, que tienen un gran abanico de colores, tienen gusto a verdura, a verde, por lo que puedan maridar muy bien un queso; la begonia, más ácida como el limón, puede dar un plus a platos con carnes. Por último, más conocida, la flor de la lavanda también puede implementarse, especialmente si es para un arroz, una crema o una vinagreta.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.