Crearon su propia marca de juegos de mesa y son un éxito en todo el país

Crédito: Juan Aranda
Ana Paula Queija
(0)
27 de agosto de 2019  • 00:22

Virginia Villamayor (34) y Ana Larrán (35) son dos socias que unieron dos de sus grandes pasiones: jugar y emprender. Virginia es contadora y Ana es licenciada en Filosofía. Acá nos cuentan cómo llegaron a crear su emprendimiento, Juegos Multiverso.

En todos los grupos está esa amiga que se ocupa de organizar los cumpleaños, que mágicamente arma algo lindo donde no había nada y lo transforma en una foto de Pinterest. Vicky y Anita fueron siempre las que, con un par de cartulinas y marcadores, creaban una dinámica y animaban los eventos. Son íntimas desde los 13 años, se conocieron en el colegio, y su amor por el juego lo heredaron de sus familias, de seis y cuatro hermanos, respectivamente: "Nos pasábamos los veranos en Salta juntándonos con amigos a competir en juegos de mesa como el Scrabble y el Teg", cuentan. Mantuvieron el ritual durante su convivencia en Buenos Aires, cuando eran estudiantes y frenaban todo para poner el tablero sobre la mesa. Una tarde de 2009, garabatearon un sueño en un cuaderno: crear sus propios juegos.

Pero la carrera de contadora de Vicky y el doctorado en Filosofía de Anita le ganaron al impulso emprendedor y la vida las llevó por caminos distintos. Anita se enamoró de un alemán y se fue a vivir a Berlín y Vicky fue mamá mientras desarrollaba una marca de ropa. En 2016, un llamado por Skype las hizo recordar esa hoja de 2009 y, con cartón, hojas de colores, marcadores y plasticola de por medio, pusieron manos a la obra de continente a continente. Así nació el primer juego creado por ellas, Respuestas Abiertas, para adultos que aman crear historias y situaciones. Consiste en adivinar las respuestas de los contrincantes a través de preguntas e imágenes. Con este primer lanzamiento, nació su marca, Multiverso, cuya misión es que cada producto transmita conocimientos o deje una enseñanza. "Jugando aflora la personalidad verdadera de cada uno. Los juegos nos abren a otras realidades. Es un momento de conexión único".

Crédito: Juan Aranda

¿Cómo lo hicieron?

1. Delineamos el primer juego. Definimos un público y una historia para contarle. Luego, determinamos las dinámicas.

2. Se volvió real. Recortamos, dibujamos y escribimos para armar un prototipo. Trabajamos las piezas con una diseñadora, las mandamos a imprenta y armamos las cajas.

3. Desarrollamos los canales de venta. Buscamos hacernos fuertes primero en Salta, recorriendo jugueterías y librerías, y logramos que creyeran en nuestro producto.

4. Armamos un porfolio de tres juegos y nos posicionamos mejor frente a los clientes.

5. Buscamos llegar al resto del país. Entrar en algunas cadenas como Yenny y El Ateneo nos abrió muchas puertas.

Crédito: Juan Aranda

Los consejos de Vicky y Anita

  • Buscá que el juego transmita un mensaje. Un buen diferencial es que el juego le sume a la persona a nivel personal, creativo o laboral, más allá del momento de diversión.
  • Remarcar en la caja qué habilidades desarrollará el juego. Está bueno contar si te va a hacer aprender, crear o desarrollar una destreza.
  • Vendé a través de mayoristas. Cuando el flete cuesta casi lo mismo que el producto, conviene apostar a la venta mayorista.
  • Empezá con un juego fácil de vender. Para entrar al mercado, hay que amalgamarse un poco con lo que hay.

En números

  • $200.000 fue la inversión inicial.
  • 21.000 es la cantidad de juegos promedio que venden por mes.
  • 4 juegos en porfolio y 2 en etapa de prototipo.
  • 40% de ganancia por producto.
  • 10 son las provincias en las que están presentes.

Maquilló Angie Barrionuevo y peinó Luisa Estévez para Duo Make Up.

También te mostramos Creé mi compañía de accesorios para chicos.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.