Preocupado por la inflación, el Gobierno acordó con intendentes reforzar el control de precios y fiscalizar la aplicación de la ley de góndolas

El objetivo del Gobierno es evitar que la reactivación económica que proyecta para el año próximo se diluya con la inflación; los intendentes respaldaron la iniciativa, pero también esperan más presencia en las calles de los funcionarios nacionales
El objetivo del Gobierno es evitar que la reactivación económica que proyecta para el año próximo se diluya con la inflación; los intendentes respaldaron la iniciativa, pero también esperan más presencia en las calles de los funcionarios nacionales Crédito: Presidencia
Santiago Dapelo
(0)
16 de diciembre de 2020  • 20:03

El Gobierno acordó con los intendentes de Gran Buenos Aires el control de los precios de los alimentos y la aplicación de la ley de góndolas. El objetivo es evitar que la reactivación económica, que proyecta la Casa Rosada para el año próximo, se diluya con la inflación.

Preocupados por el impacto del incremento en los precios de la canasta básica -en 11 meses fue 36,1% y se proyecta que superará el 40% en diciembre-, los jefes comunales se comprometieron a fiscalizar para que no se produzcan excesos.

"La inflación será la lucha que viene", anticipó a LA NACION el intendente de La Matanza, Fernando Espinoza. "Tenemos que recuperar el poder adquisitivo de la gente", resumió el intendente de Malvinas Argentinas, Leonardo Nardini.

En un encuentro que lideraron el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas; la secretaria de Comercio Interior, Paula Español, y el ministro de Producción bonaerense, Augusto Costa, hubo acuerdo en la necesidad de reforzar los controles, que estarán dirigidos a los hipermercados y grandes cadenas de alimentos.

"Esta reunión se enmarca en el desafío que tenemos de cara a lo que se viene, que es garantizar las condiciones para la reactivación", explicó Costa, quien durante el gobierno de Cristina Kirchner ocupó el cargo de secretario de Comercio.

A la salida del encuentro, algunos intendentes recordaban que durante la gestión de Costa funcionaba el control y reclamaron un mayor involucramiento del área que lidera Español. "Hay que salir a la calle un poco más", dijo, con malicia, uno experimentado jefe comunal.

Cafiero, Kulfas, Español y Costa
Cafiero, Kulfas, Español y Costa Crédito: Presidencia

"Lo que estamos haciendo hoy es comenzar una nueva etapa por la decisión del Presidente de cuidar el bolsillo de nuestra gente y de volver a recuperar derechos. Un Estado presente que le da soluciones a su gente con respecto a los aumentos de precios. Sabemos que están ocurriendo y tenemos que trabajar todos juntos para fiscalizar eso", describió Espinoza.

Según relataron varios intendentes a LA NACION, con la irrupción de la pandemia del coronavirus la gran mayoría puso toda la atención en la cuestión sanitaria y se dejaron de controlar, entre otros, el programa de precios máximos.

El problema, según contó el intendente de Hurlingham, Juan Zabaleta, uno de los más cercanos al presidente Alberto Fernández, es la "tensión" que existe con las grandes empresas alimenticias y los supermercados, que actúan como formadores de precios.

"Hemos tenido un trabajo con los pequeños comerciantes, con ellos hemos trabajado alternativas tributarias. Son ellos mismos los que reciben con buen tino un acuerdo de precios cuidados. La dificultad es con algunas cadenas de supermercados. El año que viene la Argentina va a crecer, la economía va a crecer y vamos a tener una discusión en torno al tema precios", graficó Zabaleta.

En igual sentido opinó Gustavo Menéndez (Merlo): "Somos muy flexibles para ayudar a sostener a los comercios. Durante el macrismo cerraron 4000 comercios y no volvieron a abrir. En este año de pandemia tuvimos un cierre de persianas de 3000, pero ahora abren sus puertas y nos consultan para ayudarlos". Y añadió: "Esta reunión de articulación ha sido muy importante. Contamos con herramientas propias de control de policía y también Nación y Provincia deben estar encima".

También estuvieron presentes Mariano Cascallares (Almirante Brown), Alejo Chornobroff (Avellaneda), Juan José Mussi (Berazategui), Gastón Granados (Ezeiza), Andrés Watson (Florencio Varela), Fernando Moreira (San Martín), Alberto Descalzo (Ituzaingó), Mario Ishii (José C. Paz) -que después mantuvo un encuentro con el Presidente y el ministro del Interior, Eduardo De Pedro-, Juan Ignacio Ustarroz (Mercedes), Mariel Fernández (Moreno), Lucas Ghi (Morón), Mayra Mendoza (Quilmes), Juan Andreotti (San Fernando) y Julio Zamora (Tigre).

"Vamos a poner toda la infraestructura de los municipios para controlar", confió Zamora, el jefe comunal tigrense.

El encuentro marcó también el comienzo de la aplicación para la ley de góndolas, que, según Español, busca "democratizar las góndolas pero al mismo poner el acento en el manual de buenas prácticas comerciales que permitan la inclusión de empresas de menor tamaño a las góndolas y supermercados de grandes superficies". Asimismo, la secretaria de Comercio adelantó que aún quedan detalles por definir como "las superficies en donde se va a implementar" la norma.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.